Not-Gov

Not Co es una compañía de alimentos, nacida en este terruño y cuyos productos se basan en ser alternativas con base vegetal, de otros alimentos de origen animal, como carne, leche y derivados. Les ha ido bien aunque tuvieron que emigrar de Chile y despedir gente, porque el gobierno -al que apoyaron- no ha podido dar solución a la crisis actual de inflación y depreciación de nuestra moneda nacional.  Sus productos son furor en el mundo ñuñoíno-abajista, quienes pagan los altos precios de dichos productos. Si bien, no es algo creado por ellos, si podemos decir que el actual gobierno, es como una referencia a estas alternativas, que no necesariamente son las mas saludables. Sigue leyendo «Not-Gov»

Y se terminó un proceso. Algo que debió ser histórico para algunos, se convirtió en un lastre enorme. Y no es para menos. Desde que comenzara la convención hace ya casi un año, previo acuerdo en 2019 y plebiscito de entrada en 2020, puedo sacar un par de conclusiones.

Sigue leyendo «Reflexiones de un día de decisión.»

La vida y el póker.

Hace bastante tiempo aprendí a jugar póker. No soy muy bueno, porque fue como un barniz, sin embargo encuentro el juego de lo más interesante, especialmente porque a pesar de que se aplica estrategia, también tiene bastante de control emocional. El juego es mitad azar, mitad estrategia. El crupier reparte las cartas entre los jugadores. Se deben formar ciertas combinaciones, para asegurar una victoria. Sin embargo el arte está en la psicología aplicada al juego. El blufear es uno de ellos; no importa que cartas te toquen, si no la táctica empleada dentro de la partida, para ver las reacciones de los otros jugadores. Muchas veces es vital, más cuando aun el con mejor «mano», termina retirándose. Si bien en 1997, se experimentó con una Inteligencia Artificial contra un humano experto, no pudo ganar, al menos hasta hace poco. Muchas veces la lógica, no es suficiente. Sigue leyendo «La vida y el póker.»

Un año ya de coronachan. Un año y poco más en que también quedé desempleado. A pesar de que en cierto modo, no he tenido grandes necesidades, si realmente me sentido un poco desencantado con muchas cosas. Puede ser considerado «achaque» o lo que sea, pero a pesar de muchas cosas buenas que me han pasado, no puedo dejar de pensar en lo problemático que se viene el futuro. Sigue leyendo «Y ya ha pasado un año.»

Adiós década.

2020 ha sido quizás el año más complejo para la vida de muchos. Nadie esperaba la llegada de coronachan, ni menos que esto causaría la ruptura del estilo de vida que llevaban. En lo personal, si bien mi forma de vivir no ha cambiado mucho, si debo admitir que he tenido momentos depresivos y de bajón, especialmente cuando en marzo de este año, fui despedido de mi trabajo, que me costó un mundo conseguir dos años antes –aunque hubo más motivos aparte de la pandemia-. Sin embargo, he tenido la grata invitación, cortesía de un amigo, de participar en un podcast de videojuegos de lucha, además de ganar un torneo de mi juego favorito en ese estilo. Si. He vuelto a conectar con mi yo de hace como veintitantos años y me ha ayudado a sobrellevar mejor el voluntario encierro en el que me encuentro ahora.

Aun así, tengo que reconocer que esta década, la segunda del siglo XXI y la tercera de mi vida, ha tenido muchos momentos memorables. El 2010, tenía pensado hacer como un resumen de esa década, pero me dio paja flojera. Esta vez no será así y bueno a quien le interese leer esto, voy a contar algunas cosas buenas y malas que me pasaron en estos 10 años. Sigue leyendo «Adiós década.»

El dilema del charco.

Hace un tiempo atrás -bastante diría yo-, surgió una conversación sobre el espacio. Típica pregunta ¿Hay vida allá afuera? Honestamente, es una gran pregunta aun sin contestar. A pesar de los titulares tendenciosos de los medios de prensa, aun no tenemos indicios de algo así, ni siquiera microbiana. De haber civilizaciones, recuerdo la paradoja de Fermi y el por qué aun no conocemos otra similar o superior a la nuestra. Quizás incluso sea muy inferior (es la posibilidad más grande) o bien, las dos primeras no están interesadas en contactarnos. Un sin fin de posibilidades pero ninguna cerca de concretarse. Sigue leyendo «El dilema del charco.»

Coronachan y otras hierbas.

Después de tanto tiempo, por motivos laborales especialmente, escribo un poco acá en este blog que ya tengo abandonado nuevamente. Han sucedido tantas cosas que cuesta asimilarlas en su conjunto. Para empezar el «estallido social», que nunca me he comprado por completo, y que terminó indirectamente, afectando mi fuente laboral Sin embargo, hoy tenemos algo mucho peor: una pandemia a nivel global, que no se veía desde la famosa gripe española de principios del siglo XX. Si bien el coronavirus, aun no causa la cantidad de muertos que la mencionada hace 102 años, si se ha expandido a una gran velocidad, incluyendo naciones aisladas como la nuestra, por lo que las precauciones deben ser para todos igual, de capitán a paje. Hasta el momento que escribo estas líneas, solo han habido 5 fallecidos por la enfermedad que causa, muy lejos de las muertes por lotes de 100 en Italia. Aun así hay puntos sobre el tema que me gustaría tratar, después del salto.

Sigue leyendo «Coronachan y otras hierbas.»

Madurez y responsabilidad: lo que no quieren asumir hoy en día

Cuando decidí comenzar este blog, en el año 2008, estaba en mi primer año de estudiante de Técnico Analista de Sistemas Computacionales. No era una carrera fácil. de 22 alumnos que éramos en primer año, solo terminamos 2 sin echarnos ningún ramo. El fuerte era la programación y a veces pasaba noches sin dormir, escribiendo programas en especial en el tercer año formal de estudio. (entonces eran 3 años más práctica y examen de título), sin contar los otros ramos. Para entonces, contaba con 26 años y ya tenía más que claro que era lo que me gustaba, aun cuando de chico me llamaron la atención los computadores (que para entonces con suerte tenían la consola). El cómo funcionaban, era lo que me atraía y eso quería saber. Con el tiempo me fui adentrando. Hoy después de 11 años, ya no solo soy técnico si no que continué mis estudios en la universidad. Si bien entré 8 años tarde, ese período me sirvió para ir madurando lo que realmente quería hacer, algo difícil de asimilar a los 18 años. Sigue leyendo «Madurez y responsabilidad: lo que no quieren asumir hoy en día»

Blog de WordPress.com.

Subir ↑