París, Islam y lo que dicen las redes sociales vs la historia.

He leído cosas que me dejan sorprendido pero, a la vez, me da a entender el pensamiento y reacción de muchos ante sucesos como los de ayer. Por ejemplo alguien mencionó que “no le gusta la Historia”. Respetable pero tener un conocimiento básico evita hablar sin entender la problemática que llevó a lo ocurrido ayer (y lo que ha ocurrido hace ya muchas décadas) no solo te da una visión amplia si no que te libera de ideologías que se crían en tu cabeza como un virus. Simplificar el tema  y colocarse en uno de los dos bandos, es solo regocijarse en la ignorancia.

Para entender por que los terroristas musulmanes (porque por mucho que lo nieguen en el mundo islámico, fueron creyentes del Islam) provocaron esas masacres en París, hay que profundizar no solo en lo que ha sucedido en las últimas décadas, si no más allá: en los orígenes del choque entre el mundo cristiano y el musulman. Sigue leyendo “París, Islam y lo que dicen las redes sociales vs la historia.”

Anuncios

La libertad de expresión y la alienación de conciencias.

Bufones. De los primeros en hacer humor satírico contra los nobles y creencias de su tiempo.

En épocas antiguas, los reyes y nobles dominaban a la plebe quienes -generalmente por miedo- jamás levantaban la voz para hacerse oír en las puertas de los castillos. Ni siquiera los parientes que convivían con semejante estirpe, podían pronunciarse sin cuestionar nada. La palabra del gobernante era ley, aunque metiera la pata hasta el fondo. Excepto una persona: el bufón real. En sus rutinas solía burlarse de estos, de sus costumbres, creencias, incluso de su aspecto e higiene, aunque lo hacía indirectamente. Las pocas veces que fue directo, el calabozo era el castigo mas suave. No enfadaban al rey pero se atrevían a cuestionar su autoridad con chistes y actuaciones que hacían reír incluso a este. Podríamos decir que este señor era la voz de los que no se atrevían a cuestionar ni a satirizar nada que tuviera que ver con la clase gobernante o su corte. Siglos han pasado desde entonces. La gente es mas culta que antaño y en este mundo globalizado, tienen mayor acceso a la información (buena o mala) que antes. Con ello también evolucionó la sátira. Ya no era propia de comediantes ni de bufones reales. Actualmente, están en boga los memes, que se usan en tono de burla hacia personas, ideas o cualquier cosa. Todo puede transformarse en algo gracioso (o como otros dicen, cualquier idea se puede transformar en algo porno).
Sigue leyendo “La libertad de expresión y la alienación de conciencias.”

Halloween, Teletón y varios.

Me recuerda a varios.

Estamos en la última curva del 2014 y como todos los años, se vienen fiestas, actividades, se afinan los últimos detalles para  terminar el año como de la mejor manera, ya sea en el hogar o el trabajo. Lo que parece ya una rutina de vida es verdad. Muchas veces protocolar pero que por alguna razón lo hacemos con mas gusto que en los días de mitad de año o en Marzo. El clima en este hemisferio, la sensación que se acercan las vacaciones etc. dan ese toque de tibia alegría que se empieza a manifestar en todos (o casi todos).
Sigue leyendo “Halloween, Teletón y varios.”

Redes Sociales, fidelidad informativa y la dictadura de lo “políticamente correcto”.

la plataforma donde existe la brigada de la justicia y lo políticamente correcto. El único lugar donde puedes lanzar tus frustraciones diarias a otros en 140 caracteres

Años ya han pasado desde la masificación de internet. Prácticamente no hay lugar en Chile donde no se note su influencia. Somos el segundo país de latinoamérica mas conectado a la supercarretera de la información (término acuñado a principio de los 90 cuando empezaba a penetrar tímidamente su uso en nuestro país) que tuvo su gran auge a principios de siglo, donde los costos se abarataron. Hemos podido apreciar la evolución de las webs, desde simples páginas HTML a verdaderos sistemas en línea. Con ello el comienzo de las redes sociales. Desde los chats de las webs radiales (basadas en el protocolo de internet IRC) hasta las actuales Facebook y Twitter. Con ellos empezaron a masificarse al gran público los beneficios de internet. La información ahora la tenemos a mano casi al segundo del que ocurren, por lo que ya no se puede decir que no sabemos lo que pasa en el mundo. Sigue leyendo “Redes Sociales, fidelidad informativa y la dictadura de lo “políticamente correcto”.”

Mascotas y emociones.

Un desacertado afiche que pone un maltrato sobre otro, sin mediar que quizás, la mujer del afiche, no puede defenderse tampoco

Yo tengo gatos en mi casa. Los trato de cuidar bien, aunque generalmente los dejo que vivan a sus anchas, total, el patio es grande. Cuando muere uno, sufro mucho, aunque no se note. No me gusta que los maltraten como a todos los que tenemos y cuidamos mascotas. Es lo normal hasta que empiezas a pensar de forma extrema. Cuando tu mascota o cualquier animal, se vuelve el centro de tu vida e intentas usar ese amor hacia ellos como soporte moral, para sentirte mejor y superior a otros. Algo que se está volviendo muy común en nuestra sociedad occidental. Sigue leyendo “Mascotas y emociones.”

Experiencias: dejando la creencia por el conocimiento.

Como muchos en este largo y angosto país, fui criado bajo una religión aun considerada oficial: la religión cristiana católica apostólica y romana. Fui bautizado a los 3 años (de las pocas fotos de mi infancia, conservo esa.) hice primera comunión y confirmación. Fue en esta última etapa que finalmente no le encontré sentido a tener una creencia en una supuesta deidad que todo lo ve y que es misericordioso. Una de las cosas que, mencionemos, me abrió los ojos fue leer la Biblia completa a los 9 años. Aprendí a los 5 años imitando lo que hacía mi primo de 6, aprendí el alfabeto (con la Ch aun como consonante) y a los 6 en mi primer año de enseñanza básica ya leía de corrido.  Desde ahí no paré. La misa siempre me llamaba la atención, sobre todo el acto de comulgar.  Era ingenuidad de niño mezclada con los parámetros definidos de una sociedad cuyo credo es el antes mencionado.  Sigue leyendo “Experiencias: dejando la creencia por el conocimiento.”

Blog de WordPress.com.

Subir ↑