Se acaba el día.

image
Oscureciendo.

Estos días de verano en el trabajo, son un poco mas relajados. Aun así hay hartas cosas que he hecho últimamente. Lo que no me impide salir después que termina mi jornada. Los atardeceres estos días son los mas agradables. El calor baja, hay más tiempo de luz, y todo se ve mas tranquilo.

Es ese momento de relajo en que llegas  a casa y te sientas bajo los árboles. Desde que estoy en Talca viviendo solo, me he dado tiempo de relajarme de esa manera. No siempre claro está, sobre todo ahora que estoy en la universidad, pero si lo hago cuando amerita. Bajo la sombra, con una buena cerveza y un libro. O sólo escuchando música mirando el cielo. Imaginando. Fuera de la realidad por un momento. Mil historias dando vueltas por mi mente. Mil recuerdos.

Abstraerse de la realidad y hundirse en los pensamientos propios es quizás el mejor relajo que uno se puede dar. Aunque sea solo un pestañeo, te ayuda a ordenarte, a ver  las cosas de manera mas lógica y calmada. Aun en mis momentos mas álgidos me ha servido. Un descanso bienvenido.

Cuando se acaba el día, es cuando mas bien me siento conmigo mismo.

Anuncios

Su comentario es bienvenido en este humilde blog :)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s